viernes, 7 de diciembre de 2012

Un fármaco puede tener aplicaciones positivas en la Distrofia Muscular de Becker

Un fármaco utilizado para tratar la disfunción eréctil puede tener aplicaciones positivas en la distrofia muscular de Becker, una enfermedad sin tratamiento en la actualidad. Así lo han anunciado un equipo de investigadores del Instituto Cedars-Sinai de Los Ángeles en un artículo publicado en la revista "Science Translational Medicine".
 
El Tadalafil, conmunmente conocido como Cialis y Adcirca, es un medicamento usado para tratar la disfunción erectil. Sin embargo, los investigadores descubrieron que el fármaco restablecía el flujo sanguíneo de los músculos en pacientes con este tipo de distrofia muscular que afecta generalmente a hombres desde la infancia o la adolescencia.
 
"Es el primer estudio en el que se demuestra que este fármaco puede ofrecer una estrategia terapéutica en humanos", explicó el director asociado del Instituto Cedars-Sinai, Ronald G. Victor. La distrofia de Becker priva a los músculos de un importante químico, el óxido nítrico, que es el encargado de que aumente la oxigenación de los vasos sanguíneos durante un ejercicio. En la investigación, una sola dosis de Tadalafil, que funciona como óxido nítrico, logró restaurar totalmente el flujo sanguíneo adecuado en ocho de los nueve pacientes del estudio. 
 
«Esto no es una cura, pero puede ser el primer paso hacia la identificación de los posibles tratamientos para la distrofia muscular de Becker», aseguró el doctor Victor. Y es que la administración de este fármaco puede retrasar el debilitamiento de los músculos al comienzo de la enfermedad.
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada